Importancia en la dietética y la salud

El aceite de Inca Inchi posee excelentes propiedades dietéticas, contiene en gran cantidad los dos ácidos grasos esenciales Alfa Linolénico Omega-3 y Linoléico Omega-6 (84%), poco abundantes en la naturaleza. Vitales para la prevención y cuidado de la salud, cumplen una función de control y reducción del colesterol, principal causa de mortalidad en el mundo. Así mismo, son fundamentales en la formación del tejido nervioso (mielinización) y del tejido ocular, interviniendo en la formación de la estructura de las membranas celulares.

Algunas hormonas se producen a partir de los ácidos grasos esenciales, éstos cumplen funciones muy importantes en la regulación de la presión arterial, de la función renal, de la función inmunitaria, de la agregación de las plaquetas y, por lo tanto, son claves para la coagulación de la sangre. Igualmente, son importantes en el proceso inflamatorio y en la respuesta alérgica. El déficit de ácidos grasos esenciales produce alteraciones visuales, arteriosclerosis, accidentes cardiovasculares, infarto, etc.

El aceite de Inca Inchi es un excelente aceite doméstico, industrial, cosmético y medicinal, muy rico en ácidos grasos insaturados (93%), y tiene el más bajo contenido de ácidos grasos saturados (6,39%), superando a las oleaginosas utilizadas en el mundo para la producción de aceites destinados al consumo humano.


e-mail